Archive for the ‘Pruebas médicas’ Category

Mi experiencia en el TAC

Ahora que ya estáis familiarizados con el TAC gracias al artículo de ayer, o al menos espero que así sea, os voy a contar mi punto de vista.

Antes de la operación pensar en que tuvieran que someterme a un TAC me daba muchísimo miedo. No por la claustrofobia, ya que es un aparato abierto al contrario que la Resonancia Magnética, que es el “tubo cerrado”, sino por otras cosas.

  • Veía mi contorno menor que el tamaño del anillo, y pensaba que no iba a caber.
  • La camilla es motorizada, aunque no sabía si soportaría mi peso.
  • En un capítulo de House, un paciente obeso rompe la camilla de la Resonancia Magnética, que es como la del TAC.

Os puede parecer una tontería, pero era así.

El martes todo fue de maravilla. Era el primer paciente, o si había habido alguno antes ya se había marchado, por lo que apenas tuve que esperar. Me quité los objetos metálicos y me tumbé en la camilla. La enfermera, muy amable, me sujetó la cabeza a un soporte y me tapó con una manta plomada para que la radiación sólo afectase a mi cabeza y no a otras partes del cuerpo, especialmente a las que os estáis imaginando.

Tumbado pude darme cuenta de que, aún estando como estaba antes, habría cabido sin ningún problema a través del anillo.

Luego, quieto un minuto, mientras giraban las coronas y la camilla se movía lentamente. Y para casa. Hoy le llegarán los resultados al dentista si no le han llegado ya, y el día 27 me espera la “sesión de tortura”, con extracción de raíz, valoración y puede que implante en el mismo acto. Os lo contaré, aunque antes pasaré una semanita en Alburquerque.

JR

Tomografía Axial Computerizada

Ayer me sometí a un TAC, también conocido como scanner, por primera vez en mi vida. Antes de la operación las pruebas de imagen a las que me sometí fueron la radiología simple de tórax, la ecografía abdominal y el ecocardiograma o ecografía cardiaca. Todas fueron correctas. Pero para el implante dental el dentista necesita un TAC de mi mandíbula. Dice que todo estará correcto, que soy un candidato ideal porque no tengo ni problemas óseos ni patologías asociadas, y es lo que espera ver mañana, cuando reciba en su consulta las imágenes.

Tomógrafo Axial Computerizado de Philips.

El TAC es una técnica radiológica muy interesante que combina los Rayos X de una radiografía normal con un detector y un ordenador, de tal manera que las imágenes que se obtienen son cortes del cuerpo humano, como podemos ver en la siguiente imágen.

Esquema del funcionamiento de un TAC.

Podemos ver cómo se emiten los Rayos X, sólo que en lugar de ir a una película fotográfica como sería el caso de una radiografía van a un detector conectado a un ordenador. Si el tubo y el detector no se moviesen, obtendríamos una imagen plana, pero el “truco” del TAC está en que tubo y detectores están constantemente girando alrededor del cuerpo, en el interior del anillo. Así obtienen muchas tomas, y el ordenador es capaz de generar la imagen más o menos fiel del cuerpo humano. La imagen será más fiel cuantas más tomas se hagan, cuantos más detectores tenga el aparato y cuanto mejor esté calibrado. Os recomiendo ver la explicación que dan de ello en la WIKIPEDIA.

Se combina el movimiento de la corona con el avance de la camilla para ir tomando imágenes consecutivas, con las que el ordenador podrá darnos no sólo el corte axial (perpendicular al eje vertical del cuerpo) sino también los cortes coronal (paralelo al eje vertical, en sentido anteroposterior) y sagital (paralelo al eje y lateral). Y con un ordenador potente y con buen procesador gráfico es posible obtener imágenes en 3D del cuerpo humano en las que se pueden ver recorridos de arterias y venas o lo que es más interesante, tamaño y extensión de tumores, entre otras muchas opciones.

JR

PD: También podéis consultar ESTE ARTÍCULO de El Tamíz, compartido bajo licencia CC.

Provocación de la alergia

Otra vez en la clínica. Y ya van… ni recuerdo. Llevo aquí toda la mañana, tomando dosis crecientes de ketoprofeno a cada hora.

Dos pastillas de momento y parece que no habrá más. Noto algún picor leve, supongo que por sugestión más que por reacción alérgica. Nada comparable a cuando tuve el brote hace mes y medio. Para colmo no puedo moverme de la sala de espera. Menos mal que hace un rato me han dado permiso para bajar a la cafetería solo porque ha venido mi madre a acompañarme. Si no, quietecito, que son normas de la clínica.

Escribir en el móvil me ayuda a que pase el tiempo. A lo mejor voy preparando más borradores porque me he dado cuenta de que los fines de semana no publico nada.

JR

PD: Al entrar en la consulta la doctora me ha dicho “la tamborrada bien, ya te vi”. Yo pensaba que fue tocando, pero no, fue en la farra de la víspera. Por eso no la ví yo a ella…

En directo

Escribo este post desde la clínica donde me están haciendo las pruebas de la alergia al Enantyum y los excipientes del hierro.

Van a ser tres días largos. De momento tengo el brazo garabateado y pinchado. Y me pica en el punto de control. Si no sale nada la semana que viene me tendrán que provocar la reacción. Suena a capítulo de House…

Índice de Masa Corporal

Hay un método muy secillo y puramente matemático que nos ayudará a calcular nuestro grado de sobrepeso u obesidad. Se trata del IMC (índice de masa corporal). Además de ser fácil de calcular por uno mismo, nos indica los riesgos que tenemos, ya que se han hecho mútiples estudios que correlacionan el IMC con la incidencia de enfermedades vasculares, diabetes, enfermedades articulares e incluso con la esperanza de vida. A mayor IMC, mayor enfermedad.

¿Cómo calculamos el IMC?

Es muy sencillo. Basta con dividir nuestro peso, expresado en kilogramos, por nuestra estatura, expresada en metros y elevada al cuadrado. Internet está lleno de calculadoras de IMC, así que os remito a LA CALCULADORA DE IMC DE LA SECO para que podáis calcular el vuestro. Además, os da un pequeño consejo basándose en vuestro resultado.

¿Cómo interpreto mi IMC?

Una vez que tenemos la cifra de nuestro IMC podemos saber si tenemos sobrepeso u obesidad, y el grado de esta. Podemos saberlo consultando la siguiente tabla:

20 – 24,9 kg/m2 : Normalidad
25 – 29,9 kg/m2 : Obesidad Grado I (Sobrepeso)
30 – 34,9 kg/m2 : Obesidad Grado II
35 – 39,9 kg/m2 : Obesidad Grado III
= o superior 40 kg /m2 : Obesidad Grado IV (Mórbida)

Mi experiencia personal

Cuando llegué a la consulta del cirujano pesaba 184 kg. Con mi 1.85 de estatura me salía un IMC de 53,76 muy superior al grado de Obesidad Mórbida. Por eso y por mi edad estaba indicado el sleeve gástrico (ver entrada anterior).

Hoy es LUNES. Y como ya conté, los lunes por la mañana, en ayunas y desnudo, me peso. Pesarse en ayunas y desnudo es la mejor forma de calcular el peso ya que no ha habido ingestas y el peso de la ropa no influye en el resultado de la báscula.

Me he quedado sorprendido. 12 días después de la cirugía peso 168 kg. ¡16 kg menos! Es increíble. Además de perder en volumen, mi IMC actual es de 49.08. Voy estando más cerca de la Obesidad Grado III y por lo tanto, dejar de ser un Obeso Mórbido. Para eso tendré que bajar hasta los 136 kg, que son 32 kg más a partir de ahora. Pero me siento tan bien y tan animado que puede que llegue pronto a esa cifra.

La dieta blanda me llena (escribiré un post sobre eso) y este jueves tengo la primera revisión. Ya os contaré qué tal.

PD: Quiero agradeceros a todos los lectores el gran número de visitas de ayer (84) así como los comentarios de ánimo que me habéis dejado.

GRACIAS

JR

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 517 seguidores

%d personas les gusta esto: